Dr. Rogelio D´Ovidio | Siete Cuerpos

Atención, se abre en una ventana nueva. PDFImprimirCorreo electrónico

Índice de artículos
Dr. Rogelio D´Ovidio | Siete Cuerpos
Cuerpo Físico-Etérico
Cuerpo Emocional
Cuerpo Mental
Cuerpo Intuicional
Cuerpo Espiritual
Cuerpo Monádico
Cuerpo Divino
Todas las páginas


 

El CUERPO FÍSICO es el más denso de todos y es el que nosotros los humanos (gracias a la ciencia occidental) conocemos tan bien. 

 

Dentro del mismo plano físico encontramos lo que se denomina el CUERPO ETÉRICO. Por definición científica, el éter es considerado como un estado intermedio entre la materia y la energía pura. Algo de eso encontramos en el cuerpo etérico de todos los seres planetarios.

 

El etérico es un cuerpo de energía formado por finísimos hilos de luz, que se entrelazan formando algo así como una red intrincada. 

El cuerpo etérico funciona como el intermediario entre el físico y los demás cuerpos que integran al ser humano.

 

Toda la información que viene del cuerpo físico y deba alcanzar a los cuerpos (o planos) más elevados, pasa necesariamente a través del etérico. De manera inversa, todo aquello que desde los cuerpos más sutiles deba llegar a manifestarse a través del cuerpo físico, pasa necesariamente a través del cuerpo etérico.


Una función sumamente importante del cuerpo etérico es la de conferir vida al cuerpo físico. Es por esta razón que en otras disciplinas similares, al cuerpo etérico se lo denomina “cuerpo vital”.